boda-musulmana

Esta es una boda muy especial por que en estas ceremonias se contempla la poligamia y el divorcio.  El Corán permite que un hombre musulmán contraiga matrimonio con una mujer que no sea de su religión pero los hijos de ambos deben de ser musulmanes, y las mujeres que son musulmanas, solo pueden casarse con hombres musulmanes.

Una semana antes de la boda, se realiza una fiesta entre las familias para intercambio de regalos. Por lo general la novia viste de blanco pero igual puede usar una túnica de colores y adornos en oro, las manos van decoradas como en las mujeres hindús  con dibujos en henna, y cubren el rostro con un velo que se quitará hasta el día de la ceremonia.

El encargado de oficiar la ceremonia es llamado imán y de un lado se ponen todas las mujeres y del otro los hombres, no van mezclados,  a diferencia de otras ceremonias es el padre de la novia y dos testigos quienes le preguntan a ella si acepta casarse con su novio, como los novios están sentados por separado, es después de dar el  “si” que la novia va y se sienta con su pareja, retira el velo de su cara y desde ese momento son marido y mujer. Sigue la lectura del Corán y mientras se reparten frutos secos entre los invitados.

Según la tradición musulmana como el padre es el que entrega a la novia, tiene que mantener una conversación en voz baja con el novio, después de la ceremonia los padres de la novia ofrecen una fiesta en su casa que dura días y después los padres del novio ofrecen otra en su hogar.